La columna de Tere – Acacías vivió la democracia

0
570

Por: Teresa Romero Pardo

Magíster en Educación

El pasado 27 de octubre 13.541 personas decidieron libremente elegir a un profesor…más exactamente a un rector, para que sea su alcalde en el centenario. -En los 90´s Sonia Judith Baquero Soler, también maestra, había dirigido los destinos de nuestro municipio-. Este acontecimiento puso fin a una de las campañas más “agresivas” del último tiempo,  por lo menos en cuanto a enfrentamientos en redes sociales se refiere. Y es que los insultos, las descalificaciones, las noticias falsas y las denuncias estuvieron a la orden del día. (Tanto, que hasta a quien escribe esta opinión, la acusan de  tener participación económica en las rutas escolares…no hallan qué inventar para generar controversia)

Capítulo aparte merece los medios de comunicación parcializados y las encuestas falsas que curiosamente daba ganador a quien las mandaba a hacer. ¡Cuánto daño generan los “periodistas” con intereses mezquinos repitiendo algo con un pequeño nivel de convencimiento!…infortunadamente, muchos ciudadanos repiten como loros y van acuñando mentiras como verdades completas. Pero las redes también demostraron un poder infinito: el caso de Arley Gómez es un fenómeno que por poco logra darle un golpe contundente a la política tradicional. Muchas de las personas que votaron por él ni siquiera lo conocían de tiempo atrás ni lo han visto personalmente, ni recibieron promesas de apoyo o contratos…es más, ni siquiera conocieron los detalles de su programa de gobierno; simplemente se enfrentó al sistema, dijo muchas cosas que se ven como políticamente incorrectas, mostró inconformidad sobre temas de interés general  como el cobro del peaje, el cierre de la vía nacional, el grupo AVAL y los abusos de la banca…en fin, puso el dedo en la llaga en el  sensible tema de la corrupción y representó de alguna manera un descontento generalizado…todo queda grabado y expuesto por las redes, de manera que eso hace sentir muy cercano al candidato. Su votación de segundo lugar le da el derecho a ocupar un escaño en la asamblea, lo que genera una alta expectativa frente a la oposición que seguramente encarnará. 

En todo caso, la fiesta de la democracia fue posible en todo su esplendor: bajó el abstencionismo, la gente madrugó a depositar su voto responsablemente, no hubo desmanes ni agresiones físicas como sucedió en otros municipios del país, el clima estuvo inmejorable, los medios de comunicación replicaron con oportunidad la información de la registraduría…y lo más importante: en apariencia la mayor parte de la opinión pública está conforme con los resultados. Por supuesto, en un pueblo como el nuestro, no faltará que algunas personas sigan asegurando que no hubo transparencia porque su candidato no ganó, pero esta etapa será pronto superada.

Destacable el ejercicio que hicieron los otros siete competidores: hubo un montón de eventos sobre diversos temas que permitieron debates interesantes, donde brilló la altura de los candidatos. Sin duda, todos hubieran hecho un buen ejercicio de administración y dieron la lucha hasta el final, con excepción de Nelson Gutiérrez, quien se unió a otra campaña unos días antes de la elección.  Destacable también la campaña de Acacías Grande Otra Vez, en cabeza de Carlos Plata…resistieron con altura los ataques, especialmente de una de las campañas, quienes denunciaban incapacidad por la edad del Coronel…al final, este señor los calló a todos con la segunda votación, sin agresiones directas de vuelta…tal vez esa fue la más contundente respuesta. (Lo curioso es que quienes más se quejaban en redes del asunto de la edad, están a pocos años de distancia…el tiempo es implacable)

Infortunadamente, en los últimos días el clima político estuvo enrarecido por la suspensión del alcalde Orlando Gutiérrez por efecto de una denuncia interpuesta ante la Procuraduría, que rápidamente emitió decisión.  Esto, tal vez, generó un efecto solidario, contrario a los intereses de quienes demandaron, y pudo influir en la decisión final de algunos electores. En general, muchas estrategias de años anteriores no funcionaron como se creía, porque evidentemente las campañas que se ufanaban de concentrar más gente, desde el mismo momento de la inscripción, juraban que todos iban con su causa… personalmente supe de algunas personas que se pusieron una camiseta por opción de trabajo pero a la hora de votar lo hicieron a conciencia.

Hoy, unos días después de elecciones, algunos siguen celebrando y otros pasan la tusa y resuelven cómo van a recuperar lo invertido. Sin embargo, una vez más debe hacerse un llamado para que todos los acacireños ayudemos a construir ciudadanía. Esto no solo es compromiso del alcalde, la gestora y su equipo cercano de trabajo. Todos podemos aportar y debemos hacerlo; mientras cada uno haga lo que le corresponda, las cosas fluyen de mejor manera.

Lo bueno

Dos mujeres en el concejo. Infortunadamente muchas, muy buenas, preparadas y con las mejores intenciones de hacer un excelente trabajo no pudieron llegar.

La confianza en los resultados. Puede uno pensar que se dio lo que tantas veces repetimos: reciban pero voten libremente, de manera que le jueguen sucio a quien intentó comprarlos.

La amplia participación. De 63.863  posibles sufragantes,  46 mil ejercimos ese sagrado derecho y según los resultados finales, se hizo en franca libertad y voluntad.

Arley  Gómez como nuevo diputado. Literalmente salvó la estantería. Ciertamente los candidatos a la asamblea tenían mérito de sobra…pero si no hay unidad, sucede tal como ocurrió. Ninguno alcanzó una curul en medio de las once oportunidades. Si Acacías se uniera en torno a una o dos causas y votáramos en bloque, sin dudarlo tendríamos mínimo dos diputados. Infortunadamente muchos pescaron votos y con seguridad no los volveremos a ver en estos cuatro años.

Paz en elecciones. Independientemente de los enfrentamientos por redes, la comunidad aceptó con altura los resultados y se respira un ambiente de tranquilidad. Menos de  dos meses faltan para empezar una nueva etapa que, quiera Dios, sea beneficiosa para Acacías.

Desmonte de publicidad. Como nunca antes, fue muy rápida la desaparición de tantas vallas, cenefas, pasa calles y pendones, que ya estaban generando contaminación visual.

Lo malo

El mal manejo de las redes. (Fake News) ¡Horror!…aunque el problema es cultural, necesitamos un poco más de pedagogía en redes. Ellas deben ser instrumento de formación, de exponer la libre opinión y de comunicación inmediata y constructiva.

Nos quedamos sin otro  diputado. Ya está dicho. En adelante, debemos hacer consensos…que nos importe el municipio y su suerte…fuera pescadores…fuera paracaidistas que solo vienen al municipio en época electoral y luego, si te he visto, no me acuerdo.

Resultados de los partidos tradicionales. A nivel general, tambalearon. Cambio Radical sufrió golpes duros, sobre todo en Acacías y Villavicencio, tal vez pagando el precio que feriaron al momento de otorgar los avales.

Amistades que terminaron. Creo que esto es la peor tontería en la vida…perder amigos y buscar malas energías por defender a un político, es fatal. Pasaron las elecciones y quedan heridas que son difíciles de cerrar. Esperemos que por lo menos sea un aprendizaje para próximas ocasiones. Es solo un poco de madurez política. 

Hasta una próxima oportunidad.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here