#Mepicalalengua // mientras “Charlie Silver” hace fiesta por sus 100 días, los ladrones siguen haciendo de las suyas

0
738

Por: Don Picudo / opinión-humor

Dos casos de orden público nos envían dos de nuestros 70 mil corresponsales de las redes digitales del #PeriódicoNuevoMilenio, ocurridos la noche del jueves 18 de abril en el municipio de Acacías mientras que el alcalde solo tiene tiempo para convocar a gente que votó por él, le hicieron campaña y lo patrocinaron en las elecciones para que le llenen la antigua Normal para que escuchen su informe de los 100 primeros días de gobierno.

El primer caso reportado dice que en la noche del jueves 18 de abril, los ladrones llegaron a la vereda La Cecilita de Acacías.

Primero intentaron robar en la finca del cantante Giovanni Ayala; allí se dispararon las alarmas y los ladrones salieron corriendo, siendo perseguidos por los perros de la finca.

Luego sobre las tres de la mañana, del viernes 19, se metieron a la finca de la familia Arévalo y allí si ‘coronaron’ la vuelta pues se robaron:

Una Guadaña Ahumada 45, una motosierra Still, una hidrolavadora Black and Decker, una bomba de espalda de fumigar Royal Cóndor, una olla Imusa “Indio” de los tamales y los sancochos.

El segundo caso reportado ocurrió en uno de los barrios céntricos del municipio.

” Lo reportaron la administradora del conjunto Santa Isabel donde es arrendataria la comandante de la policía Metropolitana en Acacías. “Estimados propietarios muy buen día, esta madrugada (viernes 19 de abril) a la 1:03 a.m. dos ladrones motorizados robaron el espejo de 1 vehículo y desprendieron otro. El celador reaccionó con la sirena y haciendo varios disparos, sin embargo, se está realizando los actos pertinentes para poner en conocimiento a las autoridades competentes, ya se le comunicó a la Mayor y se le pidió la colaboración para la respectiva gestión. Gracias por su atención” eso paso anoche!!” dice el mensaje enviado.

Y el alcalde: “paciencia, paciencia les pido..”

En fin la inseguridad está tenaz en el área urbana y rural de nuestro municipio Acacías

¡Qué rabia!